Virtualización y Cloud Computing

Justificación económica de la virtualización de sistemas informáticos

Tras ver cómo mediante la virtualización de sistemas informáticos (hemos convertido 6 servidores físicos en 6 servidores virtuales sobre un entorno formado por una SAN y dos Host ESX/i) se consigue una drástica disminución del consumo de energía.

Una vez satisfecha la cuestión moral y establecida, a modo orientativo, la tasa de ahorro energético, es imposible no plantearse cuestiones más prosaicas como, por ejemplo, cuál es el ahorro económico PSFS, es decir, “Por Servidor Físico Suprimido” (si los anglo-sajones pueden, yo también puedo utilizar siglas).

No pretendo hacer un estudio profundo que me lleve a un dato exacto; cada caso particular se ha de analizar para poder establecer con precisión el dinero que se puede ahorrar. De nuevo, lo que intento llegar a saber es cuál es el orden de magnitud del ahorro económico cuando se va a optar por convertir un sistema de servidores físicos en servidores virtuales.

Para empezar, ya tenemos el primer dato sobre el que trabajar. Sólo hay que calcular el coste de la energía ahorrada (7900Kwh aprox.), y aunque el precio del Kwh varía según la tarifa, la compañía suministradora, etc, se puede afirmar que eso supone un ahorro que se acerca a los 1000€ anuales, en números redondos, es decir, algo más de 300€ PSFS y año (lo anotamos para usarlo más tarde).

Un segundo ahorro que se me ocurre es el que se deriva de los contratos con los fabricantes de los servidores para extender las garantías, los contratos de soporte, etc. El precio anual de estos servicios depende del fabricante, del modelo de servidor, de la modalidad del contrato, etc., y en la mayoría de los casos oscila entre 200€ y 600€.

En el ejemplo de partida, suprimimos 3 servidores físicos y eso supone un ahorro anual mínimo de 600€; y si volvemos a la tan recurrida media aritmética tenemos un ahorro medio de 400€ PSFS y año.

Son más los ahorros obtenidos (costes derivados de la refrigeración y de la administración del sistema, los costes de propiedad, etc.), pero se hacen más difíciles de precisar y mi intención es sólo aproximativa. Además, con el dato obtenido me doy por satisfecho, de momento.

A partir de aquí no soy yo quien ha de hacer los cálculos (que estoy seguro que volverán a ser muy complejos). El ahorro total ronda los 700€ PSFS anuales.

Hay que multiplicar ese importe por la cantidad de servidores que se vayan a suprimir y se obtiene el ahorro anual total por convertir la plataforma física de servidores por otra de servidores virtuales.
Como dijo Super Ratón (personaje importante donde los haya), no se vayan todavía, aún hay más.

¿Podemos plantearnos reducir nuestro personal informático de administración por el hecho de convertir nuestra plataforma de informática a un entorno virtual? Éste es un tema que retomaré más adelante ya que, de nuevo, éste no es el propósito de este documento. Sin embargo, de ser afirmativa la respuesta a la pregunta, el ahorro que esto supone deja el dato obtenido hasta ahora (700€ PSFS y año) en poco más que calderilla, e inclina la balanza de la decisión hacia un entorno virtual sin lugar a discusión.

Si yo fuera el responsable financiero y necesitara reducir los costes en mi empresa, consideraría muy seriamente la opción de convertir mi actual sistema informático y me pondría a hacer números inmediatamente.

By | 2017-02-13T15:55:57+00:00 08-08-2011|Virtualización|